Tu carrito
Devoluciones gratuitas
Pídelo antes de las 10h recíbelo mañana
"De estar planteándome los parches de morfina a dejar el Tramadol y el Paracetamol de un día para otro"

Entrevistas a clientes

"De estar planteándome los parches de morfina a dejar el Tramadol y el Paracetamol de un día para otro"

   

En la entrevista de este mes hablamos con Maite, una mujer que usa Upani para su madre de 85 años, operada de cáncer de mama y con secuelas importantes después de la radioterapia.


Desde que Maite se puso en contacto con nosotros por primera vez hasta el día de hoy, hemos hablado muchas veces con ella. Pero quizás sea esta la vez que más nos ha impactado y ayudado al mismo tiempo.


Es una entrevista difícil, pero estamos seguros de que si leéis con atención, os daréis cuenta de que es igualmente tierna.


Maite es una mujer que cuida y lucha por el bienestar de su madre. Para nosotros, poder ser partícipes de ello, aunque sea en una mínima parte, hace que todo el esfuerzo valga la pena.


Lía
85 años
Cáncer de mama con secuelas de la radioterapia

 


Para comenzar, ¿podrías contarnos de forma general en qué situación se encontraba tu madre? 

Mi madre tuvo un cáncer de mama hace 15 años y a raíz de la radioterapia que le dieron después de operarla, le han quedado lesiones internas, le ha ido quemando por dentro.


El pecho que le quitaron empezó a supurar y gracias a un TAC nos dimos cuenta de que, debido a la radioterapia, tenía una costilla necrosada y la pleura y el tejido muscular tocados. Esto le produce supuración y dolor.


¿Qué medicación tomaba tu madre?

Tramadol y Paracetamol alterno.


¿Qué consecuencias tuvo para ella el tratamiento que le dieron?

El Tramadol le daba sueño y problemas de estómago. Como el dolor iba en aumento, hablamos con el oncólogo y nos propusieron hacer una cirugía, pero era muy agresiva. Mi madre decidió, por la edad que tenía, que no se iba a someter a la cirugía, sino que prefería un tratamiento paliativo.


Lo que tiene mi madre no la matará, pero el dolor va en aumento, así que le propusieron los parches de morfina. Mi padre ya había pasado por eso y los parches le funcionaron bien para el dolor pero el problema que tienen es el estreñimiento. Mi padre acabó con una obstrucción intestinal. 


¿Conocías el aceite de CBD antes de usarlo?

Lo conocía porque lo usé con mi padre, pero el que le di era de una amiga que lo hacía ella. A mí padre, en ese caso, le sentó como una patada y lo dejó de usar rápidamente


¿Cómo nos conociste?

Os conocí justo cuando me estaba planteando dárselo a mi madre. Fue muy curioso… Una compañera de trabajo apareció con una revista que conozco desde hace años, Cuerpomente. En ese mismo tiempo, conocí a unos amigos que la mujer tenía un cáncer de mama en fase terminal porque cuando se lo diagnosticaron ya estaba muy avanzado. Me dijeron que estaba en tratamiento para el dolor con CBD


Entre la amiga y la revista me decidí a probarlo y a llamaros.


¿Cuál ha sido la experiencia de tu madre con Upani?

La experiencia de mi madre ha sido brutal. Brutal. De estar planteándome los parches de morfina a dejar el Tramadol y el Paracetamol de un día para otro. Fue alucinante, de verdad, me quedé muy sorprendida.


¿Qué diferencias has notado frente a los medicamentos?

Que no tiene efectos secundarios, que es una maravilla. No le crea ningún problema, es súper efectivo, no le ha dado sueño por el día, no le ha dado problemas de estómago, no le ha dado problemas de estreñimiento… No le provoca nada que no sea un beneficio para evitar el dolor.


 

Comprar Luna Llena

 


Los médicos a los que les has dicho que tu madre usa aceite de CBD, ¿te han puesto alguna pega?

Los médicos no me han puesto ninguna pega. Es más, algunos de la unidad del dolor lo conocían. Solo me han preguntado de dónde lo sacaba y les di vuestro nombre. Os pedí vuestros análisis para darle a mi médica y que pudiera ver que estaba hecho en un laboratorio. El problema es que hay gente que hace su propio aceite e imagino que no tiene las medidas adecuadas.


¿Crees que el uso del CBD debería estar más extendido y normalizado para personas con una situación similar a la de tu madre?

Completamente, creo que están tardando muchísimo. Creo que debería estar normalizado por completo. Igual que se ha hecho con el uso de la morfina y otros medicamentos derivados de los opioides, no entiendo por qué el aceite de CBD no.



¿Recomendarías Upani?

Yo lo recomiendo al 100%. Por ejemplo, yo no tengo necesidad de tomarlo, pero no dudo de que si lo necesitara en algún momento lo usaría, sin lugar a dudas. Eso sí, con unas medidas de seguridad y de control como las que vosotros dais.


¿Hay algo que quieras añadir?

Sí. Te diré también que la primera vez que lo hablé con el médico me sentí muy sola. No había ningún médico que fuera capaz de decirme si podía ser compatible con lo que estaba usando mi madre. Yo necesitaba que alguien me dijera que no le iba a crear ningún problema. Por eso pienso que es importante que se normalice y se regule.


No es una cosa que se dé por un capricho, es algo que se da cuando tienes un problema. En mi caso, es para una persona de 85 años que tendrías que ver lo que tiene… No quieres que tenga dolor, pero tampoco quieres que tenga problemas con los medicamentos para paliar el dolor. Encontrar algo que te da eso pero que no tengas un soporte médico detrás, pfff…


Yo porque soy sanitaria, pero si no lo eres, joder, es dejarte muy solo en una situación en la que no deberías estarlo. Por eso pienso que están tardando mucho en normalizarlo y regularlo.



Si al leer esta entrevista, te has dado cuenta de que quizás Upani pueda ayudarte con algo, no dudes en escribirnos a hola@upanidecbd.com, llamarnos al 644 236 521 o mandarnos un WhatsApp al mismo número. Estaremos encantados de hablar contigo y que nos cuentes tu situación.